¿Por qué debes usar un desodorante en los pies?

El mal olor de los pies es un problema del que no nos gusta hablar mucho, incomoda a nuestra pareja y ni que hablar si nos toca sacarnos los zapatos en el gimnasio o en la sesión de yoga. Pero está allí, es un problema que nos pertenece, la buena noticia es que no eres la única en el mundo con este problema y por otro lado tiene solución.

¿Qué produce el mal olor de los pies?

¿Sabías que el sudor no tiene mal olor? Pues esa es la realidad, no es tu sudor lo que produce ese mal olor sino las bacterias que están alojadas en tus pies y que se alimentan diariamente de tu sudor. Las bacterias descomponen tu sudor en amoníaco, ácido butírico, aminas y otras sustancias que son las causantes del mal olor.

Las bacterias se alojan en los pies principalmente porque resulta un habita muy agradable para ellas. Humedad, alimento constante, rincones para esconderse y poca ventilación, un mundo perfecto para las bacterias.

LEER TAMBIÉN: ”LAS 4 ENFERMEDADES MAS COMUNES EN LAS UÑAS”

La edad también puede ser determinante para el mal olor corporal, durante la pubertad existe un sudor que aumenta en olor debido a los cambios hormonales, este va disminuyendo con el tiempo.

 

 

 

 

 

 

La comida es otro factor determinante para el olor intenso que muchas veces tenemos, alimentos como la cebolla o el ajo, puede que los transpiremos cuando sudamos produciendo un olor ácido característico.

¿Cómo eliminar el olor de los pies?

  1. Mantener una higiene estricta

Lo primero es evitar el sudor excesivo en los posible, si ya es frecuente que los pies te huelan mal es necesario lavarlos con más frecuencia, por ejemplo, cada vez que te sacas los zapatos. En lo posible trata de usar sandalias y si no puedes por el clima o por tu tipo de actividad o trabajo cambia tu calcetines dos veces al día como mínimo.

 

  1. Lava los pies con loción pies a la manzana una vez por semana

La loción para los pies a base de manzana actúa como un fungicida combatiendo hongos y bacterias que se alojan en los pies. Puedes poner a remojar los pies al menos una vez por semana para ayudar a que las bacterias se marchen. Es recomendable que durante todo ese día utilices sandalias o simplemente no te pongas zapatos.

 

 

 

 

 

 

 

  1. Utiliza desodorantes para pies diariamente

Los desodorantes como el desodorante pie a la salvia tienen un poder anti microbiano, estos actúan directamente contra el causante del mal olor aportando propiedades antisépticas y tonificantes. Puedes usarlo diariamente en sustitución del talco, ya que este último evita humedad pero no ataca el problema del mal olor desde la raíz como sí lo hace el desodorante.

 

Sigue estos consejos y veras como el mal olor en tus pies será cuento del pasado.

WRITE A COMMENT

Your email address will not be published. Required fields are marked *